Leo y difundo: Luisa Pernalete: “Plan de educación militar promueve la sumisión ciudadana”

La Gaceta Oficial 39.641, del pasado 24 de marzo, mereció unas reflexiones por parte de la coordinadora del área de Educación para la Paz y la Ciudadanía del Centro de Formación e Investigación Padre Joaquín, Luisa Pernalete.

La investigadora lamenta que en lugar de atender problemas como “120 mil embarazos en menores de edad, lo que nos convierte en el país con el mayor índice de embarazos precoces en América Latina; niños que se inician en el alcoholismo a los 12 años; la violencia como principal causa de muerte en los jóvenes; un altísimo grado de delitos cometidos por adolescentes y estudiantes que son asaltados yendo para el liceo”, el Gobierno se ocupe de cimentar bases castrenses en la población.

Marcos David Valverde
mdvalverde@correodelcaroni.com

“Trabajar en educación es enseñar a los muchachos a discernir, a saber distinguir frente a lo bueno y lo malo y a reflexionar”
Esa noche Luisa Pernalete no pudo dormir. La Gaceta Oficial 39.641, del 24 de marzo pasado, la dejó compungida.

¿Qué contenía ese documento que causó tal efecto en la coordinadora del área de Educación para la Paz y la Ciudadanía del Centro de Formación e Investigación “Padre Joaquín”, perteneciente a Fe y Alegría? Nada menos que el Plan Integral de Educación Militar de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB).

No le teme tanto a las escasas especificaciones del documento, sino al superávit de confusiones que se derivan del lineamiento central de lo que allí se plantea: la educación para la defensa como eje integrador del sistema de educación en Venezuela.

“Tú la lees una y dos veces y no acabas de entender algunas cosas. Claro, uno no se lanza como alguna gente de extrema oposición que, de una vez, le dice que no a todo, pero es que hay muchas cosas que decir al respecto”, reflexiona.

Punto de partida
La coordinadora resalta un aspecto que considera de extrema importancia: la educación militar no es una novedad en Venezuela. Es más: su nacimiento y consolidación fue una obra de la IV República.

Destaca Instrucción Pre-Militar como parte de la carga académica del ciclo diversificado en Venezuela y los liceos militares. Sin embargo, y basada en este último caso, se refiere a la salvedad: estos son hoy opción y no obligación, como se pretende con el nuevo decreto.

“¿Qué es la educación militar? Cuando uno se refiere a la educación militar, no se basa en una serie de personas conversando alrededor de un café y discutiendo lo que se va a hacer dentro de una hora. Esa no es la educación militar. La educación militar supone obediencia, acatar, subordinar y pasar a la acción sin que medie el pensamiento”, advierte.

En contra de la paz
La gravedad del asunto, explica la educadora, es que la educación militar no es, precisamente, un instrumento para fomentar la convivencia pacífica entre los estudiantes.

Es por ello que insiste al ahondar en los vericuetos del eje integrador del Plan de Educación Militar de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

“El eje integrador es mucho más que una materia. Si tú pones la defensa integral de la nación como un eje integrador, sometes a todos a eso. Eso significa que tu proyecto educativo gira alrededor de eso”.

Los contenidos en manos del viceministro de la Defensa, así como la participación directa de las milicias son otros de los puntos susceptibles de análisis.

Pero, sin dudas, la intención, según Pernalete, queda al descubierto cuando se revisa el documento original. “Hay algo peor: cuando ves los gráficos de la resolución ves que el Ministerio de la Defensa está arriba, mientras que el de Educación está abajo”, apunta.

Obviando la realidad

Baladí. En eso se convierte un Plan Militar de Educación Militar cuando se observa el entorno y las realidades de Venezuela.

“El principio de realidad concreta de la educación popular, (es decir) lo que tenemos en las comunidades, es lo que tenemos que analizar: 120 mil embarazos en menores de edad, lo que nos convierte en el país con el mayor índice de embarazos precoces en América Latina; niños que se inician en el alcoholismo a los 12 años; la violencia como principal causa de muerte en los jóvenes; un altísimo grado de delitos cometidos por jóvenes y adolescentes y muchachos que son asaltados yendo para el liceo. Esas son las realidades”, detalla.

Son esos problemas los que, insiste, deben ser enfrentados con educación, una, por cierto, de calidad, pues “la actual tiene bajísimos niveles. Eso se refleja en que los niños salen leyendo mal de sexto grado, y los bachilleres salen leyendo y escribiendo muy mal”.

La alternativa

La realidad venezolana, manifiesta Luisa Pernalete, es abrumadora. No existe, por lo tanto, cabida para desarrollar estrategias militaristas que tengan como fin cobijar la educación. Por ello, somete a discusión una alternativa.

“¿Por qué en vez de poner como eje integrador la defensa, no ponemos a la convivencia pacífica? Yo hago esa propuesta. ¿Es integrador el sistema de defensa integral de la nación, como si tuviéramos una amenaza de guerra? ¿Qué país nos ha declarado la guerra a nosotros? Es innecesario, porque si me dieran a elegir un eje integrador, pondría la convivencia pacífica y el respeto a las normas. Aquí nadie respeta un semáforo, o a una señora en una cola o a un anciano. Ese sí debe ser nuestro eje integrador para que podamos vivir en paz”, argumenta.

Y, por encima de todo, sentencia que hoy Venezuela no requiere una educación que fabrique subordinados, sino un sistema que garantice la formación crítica.

“Trabajar en educación es enseñar a los muchachos a discernir, a saber distinguir frente a lo bueno y lo malo y a reflexionar ante cualquier tentación que tenga. Esa no es la educación militar. La educación militar es todo lo contrario, entonces uno dice: ¿De verdad es esto lo que estamos necesitando para el país?”, cuestiona.

Fortaleciendo herramientas

Luisa Pernalete señala que ya Fe y Alegría se encuentra planificando, a través de talleres, las herramientas para consolidar la propuesta de convivencia pacífica, en contraposición al eje de defensa integral de la nación.

“Estamos preparando ponencias para el seminario nacional de la AVEC (Asociación Venezolana de Escuelas Católicas) sobre educación para la paz, además del Encuentro de Constructores de Paz, que va a ser en mayo”, asomó.

Un comentario en “Leo y difundo: Luisa Pernalete: “Plan de educación militar promueve la sumisión ciudadana”

  1. Pedro García

    Muy buena su propuesta del Eje integrador. Eso hay que promoverlo y debatirlo en todo el país. Ciertamente un eje integrador no es cualquier cosa y como está propuesto en el Plan Educativo Militarista, competencias por ejemplo como la enseñanza de la lengua materna no serían importante. Le enviaré nuestra posición como movimiento para compartirla y mantener comunicación. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s