Leo y difundo: La realidad del Ateneo (de Barquisimeto)

Por Carlos Fernández (El Informador)

En uno de esos encuentros, que por las ocupaciones propias de las diversas actividades que uno realiza, visite al Ateneo de Barquisimeto. En este centro cultural que es un patrimonio de la ciudad, compartí una agradable conversación con el personal que allí labora. Realmente es vergonzoso enterarse  de las necesidades y penurias por la que pasan estos servidores público, que a pesar de no contar con un presupuesto económico, mantienen abiertas las puertas de este centro cultural que es una referencia en Barquisimeto.

Para nadie es un secreto que, los centros culturales de Barquisimeto están en extinción, anteriormente escribí sobre la desaparición de la sala de Arte José Requena, y ningún artista plástico dijo esta boca es mía para defender ese espacio cultural municipal que se convirtió en un centro de cedulación. El Centro de Historia Larense está abandonado; la casa de Juancho Lucena, antigua sede de la orquesta Mavare se encuentra invadida por una familia que no cuenta con una vivienda propia; la casa de la cultura de Barquisimeto Julio Garmendia ya no existe, el teatro Juares es utilizado para realizar eventos políticos y de cualquier tipo, a pesar de que existe un decreto que establece que esta edificación sólo debe utilizarse con fines culturales. Y más gris se torna el panorama, cuando vemos que las instituciones gubernamentales como Concultura y otras, sólo apoyan las ideas y proyectos de los que se arrastran ante las aspiraciones de determinados políticos que se encuentran administrando recursos que no le pertenecen. Así es muy fácil apoyar al desarrollo cultural, con recursos que no sacan de sus bolsillos, y aún así, administrando plata que no es de ellos, estos políticos no apoyan ni al Ateneo de Barquisimeto.
Para quienes piensan que estas opiniones no tienen validez porque son emitidas por un opositor al régimen de Chávez, les pregunto lo siguiente, y eso va para opositores y chavistas. Será que los “Honorables diputados” del Consejo Legislativo del Estado Lara, cuando transitan alrededor de los cuatro puntos cardinales donde se erige esta edificación, pasan con los ojos vendados y no ven que el Ateneo necesita mantenimiento, y el personal que hace posible la realización de las actividades artísticas necesita comer y llevar el sustento a su hogar. Será posible que a sólo 25 metros de donde se discute el presupuesto regional, no sean capaces de aprobarle una partida económica al Ateneo, sí en este Estado existen una gran cantidad de asociaciones fantasmas que reciben recursos económicos y nadie sabe que hacen.

2 comentarios en “Leo y difundo: La realidad del Ateneo (de Barquisimeto)

  1. Aunque es indispensable el dinero, la partida, etc., lo fundamental es otra cosa que siembra con educación y muchísima voluntad de servicio. Obvio que acá lo importante para las instituciones es lo inherente a “propagandas” políticas…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s